Máscaras y antifaces

18 marzo, 2011 No Comments

¿Máscara o antifaz?

La deuda que tiene el cómic con la comedia no se limita exclusivamente a su etimología, nacida en la Grecia clásica. Es obvio que el humor, la burla, la mímica y la exagerada gesticulación de los personajes son elementos de un código afín a la comedia y al cómic. Las máscaras que usaban los actores en la tragedia y la comedia grecolatinas, encuentran de algún modo su reflejo en muchos de los personajes heroicos del cómic que esconden su rostro bajo un antifaz o máscara, tratando de ocultar la identidad en pro de una universalización de valores y tipos humanos (el bien, el mal, la fuerza, la nobleza, la ambición, etc.). La doble identidad ha acompañado siempre al hombre, bien como frustraciones, bien como ideales del mismo; este ‘doble’ nos puede resultar a primera vista desconocido pero aflora a través del sueño, la locura o las drogas, donde se esconden aspiraciones y deseos que en el día a día no pueden salir a la luz. Así, la dualidad es el requisito indispensable del actor-héroe; basta con traer a la memoria a grandes referentes del cómic (Spiderman, Batman y Robin, Súperman, El Guerrero del Antifaz, Capitán América…) para palpar este juego de lo visible y lo invisible.

La puesta en escena de estos valores sólo puede llevarse a cabo si contamos con un buen número de personajes que el público identifica cómodamente cada vez que consume un cómic o una comedia. La commedia dell’arte, forjada en la Italia barroca, es un ejemplo de ello. Con ella se fijan personajes tipo que protagonizan escenas cargadas de  movimiento, humor, burla, escenas mímicas (mudas muchas de ellas) e improvisación, intercaladas en el diálogo para suscitar la risa.

Máscara y antifazEstos personajes son interpretados por actores que recurren al saber popular y a los rasgos dialectales; cada uno lleva una máscara que le identifica y adopta actitudes que le son características (glotonería, desconfianza, pusilanimidad, etc.). La improvisación les obliga a intervenir en escenas breves de alto voltaje humorístico y gran dinamismo, algo que encontramos fácilmente en el cómic. Máscaras, humor, valores y virtudes, dinamismo, doble identidad o personajes tipo configuran la estructura de ambas expresiones artísticas. Es más que evidente que cómic y commedia dell’arte se mueven en las mismas coordenadas, aunque unas estén trazadas en plazas, calles o escenarios, y otras en papel y tintas de colores.

BIBLIOGRAFÍA. PETRONIO, G. (1990). Historia de la literatura italiana. Madrid: Cátedra. OLIVA, C., TORRES MONREAL, F. (1997). Historia básica del arte escénico.Madrid: Cátedra.

, , , , , , , análisis&reflexión ___o/|||, Desván, Mzn Comicteca, Pasado el mañana

Leave a Reply

Un proyecto de Wiz subvencionado por el Ministerio de Cultura